E22 da un importante impulso a su estrategia de crecimiento en Australia. Como parte de Grupo Gransolar, la compañía ha cerrado la venta de un pipeline de 440 MWh (220 MW de capacidad) en proyectos de desarrollo de almacenamiento energético en Australia al fondo de inversión Aquila Capital. Esta operación forma parte de la ambiciosa estrategia de la empresa de cerrar el año con el traspaso de un total de 2 GWh (1 GW) en una mercado estratégico en el que se prevé un importante crecimiento del almacenamiento energético a corto plazo.

El acuerdo alcanzado con Aquila Capital incluye la venta de tres proyectos de Sistemas de Almacenamiento de Energía en Baterías (BESS) de ión litio stand-alone en desarrollo en el sur de Australia, que E22 entregará en la fase ‘ready-to-build’.

E22 ha puesto el foco ha puesto el foco en Australia como un mercado estratégico con enormes posibilidades para desarrollar un modelo de negocio como la venta de proyectos en fase de desarrollo, que prevé replicar en otros países determinantes, como Estados Unidos o Reino Unido.

A medida que se extiende la urgencia de acometer un cambio en el modelo energético para tender a la sostenibilidad y a la independencia energética de las zonas del planeta, el almacenamiento se presenta como una necesidad indispensable para maximizar el rendimiento de las energías renovables, pero también en su papel de regulador de la red eléctrica.

Expansión global

Francisco García García, responsable de Desarrollo Internacional de Negocios de Gransolar, valora positivamente este acuerdo. “Se trata de una importante alianza con un socio robusto, que contribuirá a impulsar los Sistemas de Almacenamiento de Energía en Batería (BESS) a la vanguardia en el mercado. E22, como parte de nuestra estrategia de desarrollo global, con Australia, Reino Unido y Estados Unidos como mercados principales, acompañará a nuestros clientes como un socio fiable», explica.

Por su parte, Jaime Vega, director general de E22, destaca la relevancia del almacenamiento en el cambio de modelo energético. “No cabe duda de que este es un momento crucial para las previsiones de negocio del almacenamiento energético y para el crecimiento de E22. Tenemos la capacidad de adaptarnos rápidamente a las especificidades de cada mercado y podemos identificar a los socios más valiosos para hacer realidad nuestros proyectos”, declara.